martes, 21 de enero de 2014

Henna Radhe Shyam

Desde hace algún tiempo he comenzado ha teñir mi cabello con henna. Lo que me movió a probar no fue el hecho de que sea un tinte "natural" (la amanita phalloides también es muy natural... ¡y mortal!), sino que es un tinte no permanente que se va decolorando con los lavados. Aborrezco el "efecto raíz"que se produce cuando utilizas tintes permanentes y la esclavitud de tener que repetir el proceso periódicamente por obligación si quieres evitarlo.



Hay que tener en cuenta que la henna no "tiñe" propiamente, sino que da un baño de color al cabello, así que el color natural de tu pelo condiciona el resultado final. El color que consigo no es  completamente uniforme sino que puesto que el cabello tiene tono desigual (mechas naturales por la incidencia del sol o de tipo genético, canas...), el resultado final tras la aplicación de henna también mostrará esa gradación en el tono. Personalmente no veo esto como una desventaja, sino todo lo contrario, aunque supongo que hay quien prefiera buscar un tono más homogéneo en su pelo.

Adquirí en una herboristería un paquete de henna de la marca Radhe Shyam S.A. en color castaño oscuro.



Radeh Shyam S.A. es una empresa española nacida en 1983, a pesar de lo que su exótico nombre y su packaging de inspiración oriental harían pensar. Tiene su sede en El Prat de Llobregat (Barcelona), así que puedo sumarla tranquilamente a mi "campaña de consumo local". 

Otra ventaja que no hay que perder de vista es su precio. Una cajita para una aplicación viene a costar entre 2,50 y 4,00 euros dependiendo de dónde la compres. Los tintes para cabello tienen precios que oscilan aproximadamente entre los 4,00 euros (Schwarzkopf), 8,00 euros (Garnier o Loreal) o incluso los más de 20 euros de algunos tintes profesionales (Wella).



Desconozco la composición del resto de la gama de colores de esta firma, aunque sé que todos están formulados a base de extractos vegetales. El color que yo utilizo está compuesto por Indigofera Tinctoria y Lawsonia Inermis. Después de navegar, navegar y navegar por internet y de leerme algún que otro informe de la Unión Europea sobre estas sustancias, no he encontrado ninguna referencia a una posible toxicidad de las mismas, ni a nivel dérmico ni genético. Sí que he leído que en algunos de los experimentos que se han realizado para evaluar la seguridad de la Indigofera Tinctoriana, hay reacciones de picor en los ojos. Supongo que no más de lo que te provocaría un tinte de Schwarzkopf o de Llongueras si te cae accidentalmente en los ojos durante su aplicación.

Según me han informado desde Radhe Shyam, todos los componentes de sus cosméticos son de origen mineral o vegetal. No contienen componentes animales ni experimentan con ellos. Algunas de las sustancias se importan desde los países de origen, puesto que son materias exóticas que no se pueden obtener en España.



Sin embargo, la henna tiene algunos inconvenientes que no hay que perder de vista:

- El producto se presenta en forma de polvo que una vez mezclado con agua caliente adquiere la consistencia de una pasta bastante pastosa y no muy fácil de manejar. Después de varios ensayos, lo que mejor me ha funcionado es aplicarlo metida en la bañera para que lo que pueda caer a la hora de extenderlo por el cabello sea más fácil de limpiar. También es cierto que para eliminarlo de superficies esmaltadas como la bañera o el lavabo, sólo es necesario un poco de agua.

- El olor del polvo es similar al del té verde, pero cuando se mezcla con agua, se vuelve bastante intenso. No es un olor demasiado agradable y además, permanece en el cabello durante los primeros días después de la aplicación.

-Durante los primeros lavados, se pierde algo del exceso de producto aplicado y se manchan las toallas que utilizas para secarte el pelo. Sin embargo, esas manchas salen fácilmente del tejido con un lavado en lavado en lavadora convencional.

- La henna debe permanecer aplicada en el cabello durante aproximadamente dos horas, así que hay que tomárselo con calma.



Por lo demás, estoy encantada con los resultados. El color es luminoso, muy natural y el cabello gana en brillo de forma llamativa. 

Información de interés:

Rahde Shyam S.A.
C/ de l'Om 8-10 Polígono Mas Mateu
08820 El Prat de Llobregat BARCELONA
Telf. 93 379 08 58
info@radheshyam.es